Cuando la aplicación generalizada de los métodos anticonceptivos, en los años 70 y 80, se empezó a instalar dentro de las políticas de acción/conductismo social, en un aspecto tan característico de la vida humana como es la reproducción, la idea de control, manejo y planificación sobre nuestras propias vidas alcanzó un auge espectacular, estando en la actualidad en la cresta de la ola de nuestra particular forma de vivir. Fue uno de esos arrebatos de modernidad, de los que las sociedades occidentales nos hemos acostumbrado a amamantar en nuestro seno y que abiertamente recogemos como positivos; sin que su adecuación…

Este sitio web utiliza Cookies propias para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web. política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies